jueves 13 de junio de 2024
RadioEich en Vivo

Agencia Consular de España en Rauch

ESCRIBE EL DOCTOR HERNANI JUSTO BARILI

Justo Hernani Barili, historiador.

Pocos conocen la historia de la Agencia Consular de España en Rauch. Fue un honroso privilegio para nuestra comunidad, un reto aceptado con ilusión y responsabilidad.

Debemos remontarnos a mediados del año 1901, creada con el objetivo de asistir al gran número de españoles radicados en el partido de Rauch. Se ubicaba en la calle Moreno entre Olavarría y Pueyrredón, inmueble alquilado a Miguel Valls.

Rauch contaba con una gran colectividad de españoles y una Sociedad Española de Socorros Mutuos de Rauch fundada el 5 agosto de 1879. La actividad de la sociedad era amplia y activa, era el albergue de los compatriotas españoles. La Sociedad Española tuvo una determinación inagotable a través de su Comisión y especialmente de sus socios, Andrés Penedo y Juan Escribano, para poder establecer en Rauch, una Agencia Consular.

En la reunión del 4 de abril de 1900, a moción del socio Manuel Soto, se acordó tratar nuevamente conseguir del Señor Ministro de España, en esta República, el nombramiento de un Agente Consular en este pueblo, proponiendo para dicho cargo al socio Pedro Vega. El 27 de julio de 1900 se trata en la Sociedad, una nota enviada por el Señor Ministro de España en Buenos Aires respondiendo a la apertura de una Agencia Consular y en virtud a lo manifestado, la comisión acuerda concurrir a donde corresponda para tratar el tema e insistir en el nombramiento de Pedro Vega y proponiendo, así también, en segundo término, al socio Manuel Quintana. (1)

El 29 de enero de 1901 fallece Pedro Vega.
El semanario “El Imparcial” de Rauch, el 24 de febrero de 1901,(2) publica:
“Sabemos, y con gusto lo publicamos, que dentro de breves días será reconocido por el presidente de la República y demás autoridades provinciales, con Agencia Consular de España, en este partido de Rauch, el apreciable vecino Sr. Manuel Quintana, propuesto por el Ministro de España, hace tres meses, para desempeñar tan honroso cargo. Felicitamos al amigo y también al presidente de la Sociedad Española Sr. Andrés Penedo, y al de la Junta Local Patriótica, don Juan Escribano, a cuyas activas y reiteradas gestiones se debe la creación de la agencia consular, que tantos beneficios reportará a los residentes españoles de Rauch”.

La noticia fue muy bien recibida por la comunidad española residente en Rauch, quienes destacaron el trabajo y la capacidad profesional de los funcionarios responsables de la apertura de la Agencia Consular.

Andrés Penedo, Presidente de la Sociedad Española, en sesión del día 29 de junio de 1901 lee una nota del Sr. Manuel Quintana, miembro de la Comisión Directiva, el cual manifiesta haber sido nombrado por el Gobierno de España, Agente Consular en este pueblo. La Comisión manifiesta su satisfacción por este hecho en virtud que a las gestiones de la misma se debe la instalación de la agencia y es reconocido por la Sociedad, Agente Consular de España, desde el día de la fecha.(3)

La Agencia Consular de España se inaugura el 30 de junio de 1901. Manuel Quintana informa al director de “El Imparcial”:
“Sr. Director. A los efectos que procedan, tengo el honor de dirigirme a Ud. comunicándole que desde hoy y en virtud del exequátur expedido por el Excelentísimo Señor Presidente de la República, queda abierta al servicio público, esta Agencia Consular de España, a mi cargo; debiendo añadirle que la firma y sello que figuran al pie de la presente, serán los mismos que autorizarán todos mis escritos oficiales. Me es grato ofrecerme a sus órdenes y saludar al Sr. Director, con mi consideración más distinguida”.

La inauguración fue con una fiesta musical en que hubo, como puede suponerse, discursos y entusiasmo de los presentes.

El 31 de junio de 1901, tras la inauguración de la Agencia Consular, (5) Manuel Quintana informa y advierte a los residentes, en el partido, la obligación en que se hallan de presentarse a inscribir sus nombres en el Registro de la Agencia Consular y muñirse de la cédula de nacionalidad, sin cuyo requisito en ningún caso podrán ser atendidos ni hacer valer sus derechos, ante ningún consulado (Art.7° 8° de la Ley). Las cédulas son de las siguientes categorías y precios:

1°. Para propietarios y rentistas………………………………..30 pesetas oro
2°. Para industriales y comerciantes por menor……….12 pesetas oro.
3°. Para dependientes de comercio y empleados………..3.60 pesetas oro.
4°. Para jornaleros, etc……………………………………………….2.40 pesetas oro.

Horario de oficina, hasta nueva orden, serán de 10 a 12 a.m. y de 2 a 4 p.m.
Debo mencionar que en junio de 1901 se inauguró, en la ciudad de Tres Arroyos, otra Agencia Consular de España y el teatro Hispano-Argentino. Agencia a cargo del Sr. Francisco Palacios.(6)

La Agencia Consular tuvo una función importante protegiendo, en la demarcación consular, los intereses de España y de sus nacionales, legales y administrativos, dentro de los límites permitidos por el país, prestar atención y protección a los ciudadanos españoles que se encuentren en situación de emergencia, incluidos sus familiares, extender cédula de nacionalidad y documentos de viajes a las personas de deseaban viajar a España, fomentar el desarrollo de las relaciones comerciales, económicas y culturales.
La Agencia Consular de España era un lugar de encuentro de la colectividad, principalmente durante los días festivos y romerías.

Cuando los españoles fallecían en Argentina, y no tenía herederos, los bienes pasaban al consulado español. Aquí describiré un caso y la intervención de la Agencia Consular de Rauch: Manuel Villar falleció el 11 de enero de 1897 a los 42 años en la ciudad de Las Flores y sus propiedades rematadas en Rauch en noviembre de 1897 por el rematador Sinforiano Salinas por orden del Juez Leopoldo Armesto, y de acuerdo con la Sociedad Española de Socorros Mutuos de Rauch, siendo el dinero depositado en el Juzgado de Paz. Informado el Consulado de España del caso de Manuel Villar, interviene ante el juzgado a cargo de Miguel Gutiérrez, y hace transferir el dinero a la Agencia Consular de Rauch y ésta lo transfiere a la Sociedad Española de Socorros Mutuos de Rauch para que pueda disponer de los fondos, monto total $105,45m/n.

En este mismo año, el 25 de noviembre de 1902, la Comisión Directiva de la Sociedad Española, por intermedio de su Presidente Eusebio Monasterio, toma conocimiento de una denuncia contra Manuel Quintana, considerando por unanimidad, el contratiempo del Vicecónsul, una “conducta inmoral”, y por consiguiente comprendido en el Art.12 inciso 4 del reglamento, por tanto, es suspendido el socio de la sociedad, elevando dos notas, una el 30 de noviembre de 1902 y otra en enero de 1903, al Ministerio de Relaciones Exteriores de España para sea destituido inmediatamente del honorable puesto.

El 25 de julio de 1903 reunida la Sociedad Española y por moción de Manuel Martínez se resuelve, en vista del caso omiso del Señor Ministro de España a las reiteradas y justas solicitudes, comisionar a los socios Manuel Martínez y Custodio Cano para que traten de conseguir por intermedio de los corresponsables de los periódicos de la Capital Federal, se publique en las columnas de estos, un telegrama de protesta contra el representante de España en Argentina, cuya redacción fue confiada a Tomás Fábregas.

El 21 de agosto de 1903 la Sociedad Española agradece al Sr. Juez Blanco Montoro por el empeño que se tomó en la causa contra el Agente Consular. El 25 de octubre de 1903 se envía nota al nuevo Ministro de España en la República, Julio de Arellano y Arrospide manifestándole la indiferencia de su antecesor en el caso de la Sociedad contra el Agente Consular, nota redactada por Tomás Fábregas y Juan Vega.

El 2 de noviembre de 1903 se nombra Procurador General al Dr. Gabriel Goñi en el asunto que la asociación persigue contra el Agente Consular, los gastos que dicho asunto demande correrán por cuenta del Sr. José Garralda Maquirriain. Ninguna medida prosperó. (7)

La Agencia Consular de España cerró con el fallecimiento de Manuel Quintana el 30 de octubre de 1905. Manuel Quintana fue asesinado a las 20 horas, en la Pensión de Iturrioz((ex Hotel Bernatene), ocasionando su muerte las hemorragias internas penetrantes.

Es atendido por el Dr. Francisco Madariaga pero fueron infructuosos los esfuerzos por salvarle la vida. Testigos del hecho: Eusebio Monasterio, Ángel Prieto y Celestino Larrocea. El hecho causó una profunda conmoción en la sociedad rauchense, provocando el repudio de la gente. La revista “Caras y Caretas” (9) publica la noticia del asesinato: “En Rauch ha sido alevosamente asesinado el señor Manuel Quintana, persona altamente considerada y cuya muerte ha provocado un movimiento general de protesta”. Manuel Quintana fue sepultado en el Panteón de la Sociedad Española en el cementerio de Rauch.

En cuando a la muerte de Manuel Quintana el semanario “Alem”, del 5 de agosto 1917, (10) publica un artículo denominado “Haciendo un poco de Historia”:

“Dícese por ahí que próximamente volvería a Rauch el tristemente célebre y déspota caudillejo Juan Antonio, (11) con la misión de resucitar en ésta, el cadáver del que su mala vida se llamó “Partido Conservador”. Época del terror, que a igual del tirano Rosas, Juan Antonio había entregado los destinos del pueblo en manos de unos logreros ambiciosos que constituidos en la “Mazorca”, cometían toda clase de tropelías e infames acciones y criminales intentos contra aquellos vecinos que tenían la entereza y valentía de protestar contra tan incalificables desmanes. Pesa y pesará sobre la conciencia, si es que la tuviera, de ese caudillejo ensoberbecido, el bárbaro asesinato del vice-cónsul de España don Manuel Quintana…”.
Notas
1 3 7 Actas de la Sociedad Española de Socorros Mutuos de Rauch.
2 Semanario El Imparcial, domingo 24 de febrero de 1901.Año IX N°433.
4 Semanario El Imparcial, domingo 7 de julio de 1901. Año IX N°452.
5 Semanario El Imparcial, domingo 21 de julio de 1901. Año IX N°454.
6 Al cerrase la Agencia Consular de España en Rauch, no tuvo nuestra ciudad la distinción de Tres Arroyos, que en 1923, se eleva a la categoría de Viceconsulado puesto que se designó a Juan Antonio Hurtado.
8 Entrevista a Julia Celiberti de Quintana 2023.
9 Revista Caras y Caretas. 18 de noviembre de 1905.Año VIII N°372.
10 Semanario Alem, domingo 5 de agosto de 1917. Año II N°75.
11 El artículo hace referencia a Juan Antonio Uriburu, hacendado y político, tres veces Intendente de Rauch. Una calle de Rauch lleva su nombre, “Pasaje Juan Antonio Uriburu”, detrás del Palacio Municipal.

Compartir con tus amigos

Scroll al inicio